Rutas de la Lavanda: De las Baronnies provenzales al Buëch

  • Baronnies

    © photographie Portail des Baronnies

    Baronnies

    © photographie Portail des Baronnies

Rutas de la Lavanda: De las Baronnies provenzales al Buëch baronniers fr

Situadas en los confines de 4 departamentos, las Baronnies son un territorio de montaña con una fuerte identidad, marcada por su emblema: la lavanda. De Vaison-la-Romaine a Sisteron, la lavanda está por todas partes, bajo todas las formas, desde la planta, sabiamente cultivada en las laderas, hasta el aislamiento de las casas, pasando por la flor “pelada”, los ramos y, claro está, el aceite esencial.


•    Rosans - Saint-Auban-sur-Ouvèze: ¡En el corazón de las Baronnies Provenzales!


¡Te encuentras en las Baronnies! Este territorio a caballo entre la Drôme y los Altos Alpes ha sabido conservar una determinada calidad de vida, con un toque de modernidad. Es también un territorio fundamental para el cultivo de la lavandín.


Tras Rosans, el itinerario cruza Saint-André-de-Rosans, cerca del priorato del siglo XII. A continuación, la carretera se eleva para llegar a las altas tierras de las Baronnies cerca de Chauvac, donde la lavanda juega al escondite con el bosque. A continuación, desciende hacia Orpierre y el valle del Buëch, tierra de escalada, de bicicleta de montaña, de manzanas y de lavandas, ¡por supuesto!.


Luego, se vuelve a remontar el Céans hacia Laborel y su destilería. A continuación se pasa el puerto de Perty, también conocido en la época de buen tiempo como el puerto “azul” (comprenderás por qué). El itinerario te conduce luego a Saint-Auban-sur-Ouvèze, pueblo encaramado que domina el alto valle del Ouvèze. Distancia: 740 km


•    Saint-Auban - Ferrassières


En la frontera entre las regiones de Rhône Alpes y Provenza Alpes Costa Azul, el itinerario pasa a la zona Vaucluse cruzando la célebre meseta de Albion. Abandonamos Saint-Auban por un pequeño desfiladero para remontar el pequeño valle del Charuis y llegar a Mévouillon, una serie de pequeñas aldeas rodeadas de lavanda, situadas al pie de un acantilado calcáreo.


Se cruza entonces un pequeño puerto que parece poca cosa, pero que se encuentra en la divisoria de las aguas del Ródano y el Durance, para descender del valle del Méouge hacia Séderon, un simpático burgo situado en el fondo del valle. A continuación, llegamos al pueblo termal de Montbrun-les-Bains por el puerto de Macuègne, en medio de los campos de jóvenes lavandas.


El descenso ofrece unas vistas extraordinarias de la cara este del Monte Ventoux, el gigante de Provenza con sus 1.912 metros de altura. Desde Montbrun, se remonta hacia el extraordinario pueblecito de Ferrassières, oculto en medio de inmensas extensiones de lavanda: ¡has llegado a la meseta de Albion! Distancia: 40 km

•    Nyons - Saint-Auban-sur-Ouvèze: Hacia las Baronnies Provenzales...


¡Bienvenido a las Baronnies Provenzales!. Este territorio a caballo entre la Drôme y los Altos Alpes (por tanto, Rhône Alpes y Provenza Alpes Costa Azul) ofrece una invitación a descubrir la naturaleza. En un entorno preservado, los habitantes han sabido conservar una gran calidad de vida.
Partiendo de Nyons, en el valle del Eygues, entre los olivares, los tilos, los nogales, las trufas, las viñas y, por supuesto, la lavanda, las Baronnies revelan a lo largo del itinerario unos lugares naturales extraordinarios, como las gargantas de Saint May o el puerto de Soubeyrand. El mal llamado valle del Ennuye (“aburrimiento”, en francés) es una delicia para la vista, entre tilos, lavanda y albaricoques, una producción local muy apreciada por los especialistas. Distancia: 63 km


•    Vaison-la-Romaine – Buis-les-Baronnies - Saint Auban-sur-Ouvèze


A lo largo del Ouvèze, de las ruinas antiguas a las lavandas de las Baronnies. Puerta de entrada al territorio de la lavanda, Vaison-la-Romaine es más conocida por sus ruinas galorromanas y sus vinos que por la lavanda… Pero al dirigirte hacia Buis-les-Baronnies, te darás cuenta de que la lavanda está muy cerca.
El itinerario transcurre a través de las viñas y pasa por una sucesión de pequeños puertos hasta Mollans-sur-Ouvèze. No debes preocuparte: el Monte Ventoux, “Gigante de Provenza”, vigila tu recorrido y los tilos ofrecerán una sombra bien merecida a los valientes que se aventuren en bicicleta por estas carreteras... A continuación, remontando el valle del Ouvèze, pasarás por el pueblo de Pierrelongue y su sorprendente iglesia encaramada a una roca que domina el pueblo con unas vistas de 360°...


Al llegar a Buis-les-Baronnies, podrás dedicar tiempo a pasear por las callejuelas y plazas de este burgo provenzal muy agradable. Luego, todavía remontando el valle del Ouvèze, estarás rodeado de olivos y tilos, dos de las principales producciones de esta región. Pasado Vercoiran, el paisaje se abre y se llega al alto valle del Ouvèze y Saint Auban, pueblo en nido de águila. Distancia: 37 km

Qué ver