13 bellos itinerarios de senderismo Grandes Recorridos (GR) de Francia

A lo largo de sus más famosos senderos de gran recorrido (GR), Francia se descubre sin prisas. France.fr ha seleccionado para ti 13 itinerarios para recorrer el país y (re)descubrir sus tesoros.

Dar la vuelta al techo de Europa en los Alpes

Si no se quiere subir a la cumbre del Mont-Blanc, el GR TMB (por Tour du Mont-Blanc) da la vuelta alrededor del techo de Europa desde Les Houches, a las puertas de Chamonix, en unos diez días. Glaciares y picos, prados alpinos y nieves perpetuas... los paisajes de alta montaña asombran e incluso juegan al salto de fronteras, en Suiza e Italia. El paso de varios puertos (du Bonhomme, du Brévent...) te deja sin aliento. Sin embargo, esta caminata es accesible para todos los caminantes en buena forma.

Dominar las olas en la Costa de Alabastro en Normandía

"Viajar te hace modesto. Te hace ver el pequeño lugar que ocupas en el mundo. Gustave Flaubert", decía Gustave Flaubert, de cuyo nacimiento en Normandía se cumple el bicentenario en 2021. Diminutos, lo somos frente a los acantilados de la costa del Albâtre, escenario de vertiginosos paseos. Llendo desde Le Tréport hasta Le Havre, "Littoral de Normandie" fue elegido GR favorito de los franceses en 2020. Verdes paisajes, auténticos puertos y pueblos con encanto jalonan los pasos; empezando por Étretat, escenario de las aventuras de un tal... Arsène Lupin.

Seguir las huellas de Napoleón en Provenza

Con el bicentenario de la muerte de Napoleón que se celebra este año, ¡soñamos con gruñidos! El GR 406 (Ruta Napoleón) sigue los pasos del Emperador, que tomó esta ruta a su regreso de la isla de Elba en 1815 para evitar la hostilidad de las ciudades monárquicas. El sendero atraviesa los espacios naturales de los Alpes de Alta Provenza, explorando pueblos con encanto rústico y notable patrimonio: Castellane, Digne-Les-Bains, Sisteron... Se asegura una caminata lo más cerca posible de la gran historia.

A lo largo de la costa en el Sentier des Douaniers (Sendero de los Aduaneros) en Bretaña

De todas las etapas del Sendero de los Aduaneros (GR 34) que rodea Bretaña, la duodécima es una de las más bellas, ya que alterna bahías suaves y acantilados escarpados. Desde el puerto de Douarnenez, famoso por sus sardinas y el pastel kouign-amann (¡a gusto de cada uno!), el itinerario conduce a la Pointe du Raz. Desde los páramos plantados de brezo hasta las inmensas playas, es fácil entender por qué este Bout de la Terre (finis terrae en latín, Finistère en francés) inspiró a tantos pintores, desde Eugène Boudin hasta Jules Breton...

Superarse con la "gran travesía" en Córcega

No es una tierra de navegantes, sino una landa de pastores; no es una isla, sino una montaña asentada sobre las olas. Es por tanto en la altura donde Córcega revela su verdadera alma, a lo largo del GR20. Pero no es cuestión de aventurarse por casualidad en esta ruta reservada a los caminantes experimentados. Desde las agujas dentadas de Bavella hasta las Cascadas de los Ingleses, desde los pueblos colgantes hasta los lagos solitarios, los paisajes son sobrecogedores. Si no, el último tramo, entre Paliri y Conca, muestra el tono.

Hacer del Loira la corriente... verde

¡Olvídate de los carruajes! Hoy en día, para estar a tono, es a pie o en bicicleta como se exploran las orillas del Loira. Los más atrevidos recorren los 1.243 km del GR3, desde la desembocadura hasta el estuario. La mayoría se conforma con una de las 52 etapas, por ejemplo, entre Orleans y Tours. En este Valle del Loira querido por los reyes de Francia, los pueblos trogloditas (Troo, Vouvray), los cuidados jardines (Chaumont-sur-Loire, Villandry) y los nobles castillos (Blois, Cheverny, Chambord, Amboise) salpican los paisajes salvajes del Loira.

Admirar la línea azul de los Vosgos

El GR 531 no sólo es el más alsaciano de los senderos de gran recorrido que atraviesan los Vosgos. También sigue las cumbres siguiendo las crestas del macizo, a través de los dos parques naturales de los Vosgos del Norte y los Ballons des Vosges. De puerto en puerto (Bramont, Bussang...), podrás respirar profundamente mientras disfrutas de una vista nítida hasta los Alpes, especialmente desde el Grand Ventron (1.204 m). Más abajo, en los valles, los viñedos y los pueblos prometen paradas de buen gusto, como en el valle de Munster.

Colgarse la medalla alrededor de París

A lo largo de los bulevares des Maréchaux y el antiguo cinturón ferroviario, el GR 75 explora el París insólito, los parques emblemáticos (Boulogne, Vincennes) y los barrios populares. Creado en 2017 para apoyar la candidatura de los Juegos Olímpicos, el sendero es también un extraordinario terreno deportivo, que explora los lugares de los Juegos Olímpicos de 1900 y 1924 y los que acogerán los eventos de 2024. Desde la piscina Georges Vallerey, donde Johnny Weismuller (que se convertiría en Tarzán en el cine) destacó hace un siglo, hasta el Parque de los Príncipes, uno sueña con una medalla de oro...

Probar el encanto de la Bahía de Arcachon

Las bohemias casas de madera de Cap Ferret recuerdan las cabañas de ostras de Andernos-les-Bains; las aristocráticas villas de Arcachon se hacen eco de las interminables arenas de la duna de Pilat. Esta diversidad pone la sal del GR "Tour du bassin d'Arcachon". Llanos, los 85 kms pulidos por un lado por las aguas de este "mar interior" y por el otro por los fragantes pinares, se superan sin dificultad. Sólo los descansos con sabor marino -ostras de Gujan-Mestras o caviar de Teich- ralentizan el ritmo; y el viento que silba en los oídos...

Trotar con un burro en las Cévennes

En 1878, Robert Lewis Stevenson cruzó el Macizo Central con su burra Modestine. Tras los pasos del escritor, el GR 70 - visto en 2020 en la película "Antoinette dans les Cevennes" (Vacaciones contigo... y tu mujer) - este recorrido por las Cevenas se puede hacer con o sin burro. El animal es testarudo, pero muy útil para llevar el equipaje o aliviar a los niños cansados. El sendero explora los bosques salvajes de Gévaudan, atraviesa el caos granítico del Monte Lozère... A lo largo del camino, pueblos con carácter (Florac, Saint-Jean-du-Gard...) acogen a los viajeros y a sus compañeros de cuatro patas.

Dejarse sorprender en Nantes

¡La ciudad de Nantes, la que durante mucho tiempo ha sido conocida como "la bella durmiente" se ha despertado! En una década, Nantes ha pasado a encabezar la lista de ciudades donde se vive mejor. Su efervescencia cultural, simbolizada por los solares industriales rehabilitados de la isla de Nantes, no eclipsa sus atractivos naturales con 1.000 hectáreas de parques y jardines. ¡Eso merece un GR! El sendero "Pays Nantais" que rodea la metrópoli permite descubrir la diversidad de sus riquezas, desde las llanuras hortícolas del sur hasta el valle del Erdre en el norte.

Oxigenarse en la Echappée Jurassienne

La Echappée Jurassienne (GR 59) explora el Jura, desde la ciudad de arte e historia de Dôle hasta Saint-Claude, capital de la pipa, pasando por los viñedos del singular "vin jaune" (vino amarillo) de Arbois o de Château-Chalon, y las salinas de Salins-les-Bains clasificadas por la Unesco. Si el desnivel muscula las pantorrillas, el recorrido es accesible a todos los senderistas. Podrás pasearte por los lagos de Chalain y Bonlieu; subir por las laderas del Haut-Jura bordeadas de verdes praderas y profundos bosques, acompañado de perros de trineo para un vigorizante cani-rando (senderismo con perro).

Observar la fauna en la Bahía de Somme

A fuerza de ver pasar a los senderistas, las focas que toman el sol en la Bahía de Somme ¡ya no tienen miedo! Son las protagonistas del GR 800, homologado en 2018. Desde los hortillonnages de Amiens, estos jardines flotantes de la Edad Media atravesados por canales, hasta el mar, el sendero bordea el río y nos descubre rincones preservados de la naturaleza que se han convertido en santuarios de animales. Este viaje entre la tierra y el agua es también una oportunidad para observar patos, cercetas y garzas, especialmente en la reserva de Grand-Laviers. ¡Los prismáticos son indispensables!