Palace: inmersión en el Hotel Royal Evian

El Hotel Royal domina el lago Léman como un gran buque blanco que hubiera echado el ancla en lo alto. Sus líneas claras mezclan los estilos Art nouveau y Art déco. Completamente reformado en 2015 para poner en valor su arquitectura original 1900, recibió el distintivo Palace al año siguiente.

Situada en la 6ª planta, la suite real es la más lujosa y amplia del hotel. Con una superficie de 207m² y 60m² de terrazas de uso privativo, ofrece unas vistas panorámicas del lago Léman.

Las vistas del lago Léman desde la terraza privada de la Suite Président Exclusive no deja a nadie indiferente. Esta lujosa habitación de 92m², que puede albergar a dos adultos y dos niños, dispone de un cuarto de baño de mármol con ducha y bañera iluminadas con luz natural.

Las vistas del lago Léman desde la terraza privada de la Suite Président Exclusive no deja a nadie indiferente. Esta lujosa habitación de 92m², que puede albergar a dos adultos y dos niños, dispone de un cuarto de baño de mármol con ducha y bañera iluminadas con luz natural.

En la carta del restaurante Les Fresques, platos clásicos como la dorada salvaje marinada en mango o la pularda de Bresse. Y entre los “platos de colección” a probar absolutamente: los cangrejos del lago Léman sobre una royale de foie gras.

El bar es el lugar más imprescindible del Hotel Royal. La lámpara de diseño -obra maestra de la sala- dota al lugar de un ambiente chic e intemporal en el cual disfrutar del aperitivo o degustar una pastelería a la hora del té.

El Spa Evian Source tiene más de 1.200m² dedicados al espíritu y al cuerpo. La energía que impregna este lugar, donde reina la serenidad y el lujo, ofrece una experiencia privilegiada de relajación y bienestar para una estancia de un fin de semana o más.

En la sexta planta, un lugar hasta la fecha reservado para reuniones y conferencias, han sido habilitadas 7 suites comunicadas entre sí, que disfrutan de las mejores vistas sobre el lago y los Alpes. La Junior Suite Exclusive forma parte de este nuevo conjunto completamente privatizable.

En la sexta planta, un lugar hasta la fecha reservado para reuniones y conferencias, han sido habilitadas 7 suites comunicadas entre sí, que disfrutan de las mejores vistas sobre el lago y los Alpes. La Junior Suite Exclusive forma parte de este nuevo conjunto completamente privatizable.

Combinando su legado histórico con las últimas tendencias de diseño contemporáneo, las salas de la planta baja han sido rediseñadas de manera armoniosa y elegante. Desde el bar de noche hasta el gran salón, de la bodega de vinos a la biblioteca, los frescos neobarrocos de Gustave Louis Jaulmes, que decoran las bóvedas y las cúpulas, han recuperado su lustre de antaño.